martes 27 de junio del 2017
Filiberto Vargas

Filiberto Vargas

Miércoles, 01 Febrero 2017 17:46

Punto de Vista* Los asaltos bancarios

Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
Quizá a los funcionarios de la administración estatal se les puede espantar con la “estricta aplicación de la ley”. A los “malandros”, a quienes participan en el llamado crimen organizado, las palabras no los conmueven. *** Miguel Ángel Yunes Linares ha repetido hasta el cansancio que durante su administración “la delincuencia organizada tendrá que irse de Veracruz”. Para que no sonara a bravata, pidió un plazo de seis meses… de los cuales ya se cumplieron dos. Y por lo que se ve, las mafias asentadas en esta entidad no lucen muy preocupadas por las amenazas del gobernador. *** No sólo no se han ido, sino que han arreciado sus ataques contra los defensores de la sociedad. Apenas la semana pasada fueron “levantados” y después arrojados sin vida y descuartizados, tres elementos de la policía municipal de Las Choapas. Esta semana, la Secretaría de Marina reconoce que tres de sus elementos, con base en Veracruz, fueron “privados de su libertad”. Nada saben de su paradero. *** Algo está sucediendo, algo parece no estar funcionando bien en el llamado “Grupo de Coordinación Veracruz”.

* * *

Hace ya tres lustros, en febrero del 2002, el entonces secretario de Seguridad Pública en el gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard, atribuía a empleados y directivos de las instituciones bancarias, el aumento en el número de asaltos a sucursales de bancos.
En aquel entonces Marcelo Ebrard solicitó a la Procuraduría de Justicia del Distrito Federal que investigara sobre la posible complicidad de empleados de los bancos con bandas de asaltantes y pidió a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores que obligara a los dueños de las sucursales apegarse a las medidas de seguridad que rigen a nivel internacional.
Montado en su conflicto personal Ebrard -que más tarde pasaría a ser el Jefe de Gobierno en la capital del país- sentenció: “La administración de Andrés Manuel López Obrador no volverá a asumir el trabajo de brindar seguridad a los bancos, pues eso implicaría descuidar las calles. Los banqueros, con su actitud, lo único que logran es crear las condiciones para que proliferen los asaltos”.
Quién diría que 15 años después, en Veracruz, el titular de Seguridad Pública, Jaime Téllez Marié, replicaría ese discurso:
“Tenemos detectados cuáles son los bancos que no adoptan las medidas pertinentes, les dimos un plazo de un mes para cumplir con medidas en materia de seguridad; están obligados por ley y si no lo hacen los vamos a denunciar oportunamente ante la ciudadanía, para que valoren cuáles son los bancos que no se preocupan por la seguridad de sus usuarios”.
En los primeros días de esta semana, un nuevo asalto bancario se suscitó en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río (donde se han cometido la mayoría de los atracos en los últimos dos meses).
El pasado martes dos sujetos armados irrumpieron en una sucursal de Banorte, en la colonia Valente Díaz de la congregación Tejería, municipio de Veracruz. Los delincuentes se hicieron pasar como clientes, y al llegar a la ventanilla sacaron sus pistolas y cometieron el asalto. Para huir abordaron un taxi.
Horas más tarde, afuera de una sucursal de Santander, en la colonia Formando Hogar, también de Veracruz, una señora que salía de la institución bancaria fue asaltada y despojada de 90 mil pesos.
Aunque fuera real la presunta negligencia o hasta complicidad de los empleados de los bancos, lo cierto es que algo está fallando en los esquemas de seguridad pública.
Durante mucho tiempo la entidad veracruzana se distinguió a nivel nacional por el reducido número de estos delitos y la casi inmediata captura de los esporádicos asaltantes. Hoy ya no es así.
A pesar de sus evidentes afanes protagónicos, sería absurdo pretender atribuirle al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares alguna responsabilidad en el inusitado crecimiento de la incidencia de asaltos bancarios. Tan ajeno está él a esos temas como podrían haber estado Fidel Herrera y Javier Duarte a la supuesta aplicación de falsos medicamentos en hospitales públicos.
No hay en estas afirmaciones pretensión alguna de defender a nadie. Es simple sentido común.
Lo que queda claro de estos es que las nuevas autoridades en Veracruz tienen más ágil la lengua que la pluma. Sus denuncias siempre son primero en los medios, tardan en aterrizar en la Fiscalía y muchas veces ni siquiera llegan.
¿Colusión de empleados bancarios en los asaltos?
Tal señalamiento debe ir acompañado de testimonios documentales y denuncias formales.
¿Murieron niños en hospitales públicos de Veracruz por darles falsos medicamentos contra el cáncer?
También se requiere de seriedad por parte de quien denuncia, pues si no aporta las pruebas de su dicho, estaría cometiendo un delito tan grave como el que inventó.
¿Crédito a la palabra?
Eso ya no existe.

* * *
Epílogo.
¿En qué momento la renuncia obligada del rector del Colegio de Veracruz, Eugenio Vázquez (desde que llegó la actual administración estatal no se ha liberado un solo centavo para dicho plantel) se convirtió en un “reclamo del personal”? En su afán por justificar la descarada persecución y el acoso contra un destacado académico, a algunos de los nuevos servidores públicos no les importa llenar de lodo todo lo que se les oponga. Ese parece ser el estilo que imperará los próximos 22 meses. *** En las cumbres de Maltrata fueron arrojados los cuerpos sin vida de tres hombres, con visibles huellas de tortura. Vecinos de la comunidad Magueyes dieron aviso a las autoridades. Los cuerpos llevaban cubiertos los rostros con vendas y se confirmó que recibieron disparos con arma de fuego en la cabeza. La violencia sigue imparable y por toda la entidad. ¿Lo van a seguir negando? Eso fue lo que le criticaron a las pasadas administraciones.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Martes, 31 Enero 2017 20:30

Punto de Vista * Al rescate de la UV


Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
Fue el tema antes de que iniciara la última sesión del primer período ordinario: Se hablaba de que acudiría el fiscal Jorge Winkler al Congreso local, para gestionar el desafuero del diputado de Nueva Alianza, Vicente Benítez, como lo había hecho días antes en el Congreso de la Unión, contra Tarek Abdalá. *** El legislador, miembro del grupo Juntos Por Veracruz, se dijo sorprendido por la noticia y aseguró que no tenía conocimiento de que en la Fiscalía General del Estado se estuviera ventilando alguna denuncia en su contra. Les pidió a los reporteros que le permitieran informarse mejor de los hechos para poder dar una opinión más certera. *** Y resulta que siempre no. Que todo fue un “borregazo”. El fiscal sí fue al Palacio Legislativo y se reunió con el secretario general, Juan José Rivera, a quien le presentó un expediente y una solicitud para iniciar juicio de procedencia en contra de… ¡Armel Cid! Alcalde de Fortín de las Flores a quien –cuentan en la Fiscalía- le da por hacerse el valiente con las damas y mostrarles el poder de sus puños. *** Se le acusa de “violencia familiar equiparada”. Ya antes Luis Ángel Bravo había hecho ese trámite, pero se equivocó al ubicar al denunciado, pues lo señaló como “alcalde de Fortín”, cuando el nombre real del municipio es Fortín de las Flores. *** Cuentan quienes de esto saben, que el “borregazo” contra Benítez fue “fuego amigo”.

* * *

¿Cómo le dice un padre a un hijo que a pesar del esfuerzo que ha realizado en sus estudios, a pesar de sus buenas calificaciones, será imposible seguir sufragando sus gastos de educación, pues los ladrones que se metieron en la casa los dejaron en una situación crítica, y si se ocupa el escaso dinero en la escuela, no habrá para comer, ni para la renta, ni para medicinas?
Algo parecido fue el dilema con el que se tuvo que enfrentar el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, ante el legítimo reclamo de la Universidad Veracruzana, su aliada.
- Yo qué más quisiera darte el 4%. ¡Si por mi fuera te daría el 5% del presupuesto estatal! Pero sabes que no puedo. Estoy luchando por abatir el severo déficit financiero que me dejaron y si le asigno a la UV ese presupuesto, todo el plan de ajuste presupuestal se me desploma.
Algo así le debe haber dicho Yunes Linares a su amiga, la rectora Sara Ladrón de Guevara. Ella lo habrá escuchado y al final habrá dado sus argumentos.
- Créame que le entiendo, señor Gobernador. Y supongo que usted entenderá cuál es mi posición. Yo fui elegida para representar los intereses de la máxima casa de estudios de Veracruz, y lo asignado en el presupuesto para el presente años es, una cifra considerablemente menor a lo que se nos asignó en el 2016, y en el 2015. Si no reconsidera ese presupuesto, están en riesgo programas sustantivos de la Universidad.
El debate se llevó a los terrenos que correspondían: El Poder Legislativo. En la última sesión del primer período ordinario de la LXIV Legislatura tenía que ser votado, en segunda instancia, el dictamen que le asignaba un presupuesto “no menor” al 4% del presupuesto estatal. Los panistas enfrentaban un severo conflicto interno: ¿Cómo detener el dictamen sin exhibirse votando en contra de los intereses de la UV?
Recurrieron al Grupo Mixto de legisladores. Buscaron diversas fórmulas y al final acordaron que lo mejor era retirar el dictamen del orden del día, Al no ser aprobado en dos períodos ordinarios consecutivos, el procedimiento quedaba inconcluso. A la vez, el diputado Rodrigo García Escalante sometió al Pleno una nueva propuesta, para la que solicitó la dispensa, con el fin de que se dictaminara y votara en esa misma sesión.
La nueva propuesta consideraba, sí, el 4% del presupuesto estatal para la UV, pero mediante una ruta escalable, que empezaría este año con el 2.58%, seguiría el próximo año con un 3%, hasta llegar al 4% en el 2023.
Este ajuste le significó a la Universidad Veracruzana un incremento en el presupuesto de este año de más de 500 millones de pesos. No es aún la cifra ideal, pero significa un reconocimiento al trabajo que ha realizado esa casa de estudios para consolidar su proyecto.
El siguiente paso es esperar a que, una vez cumplidos los tres meses de prórroga que pidió el Gobernador, en la próxima propuesta de presupuesto estatal se respete lo acordado en el Congreso.

* * *

Epílogo.
Ya lo había planteado el diputado Fernando Kuri, y en esta ocasión fue la Junta de Coordinación Política la que suscribió al acuerdo. Desde el Poder Legislativo se emitió un exhorto al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, para que remita mensualmente, de diciembre de 2016 a junio de 2017, reportes con la información del personal que ha contratado en las dependencias centralizadas y paraestatales de su administración. Los informes deberán contener la información del personal desde el nivel de jefe de oficina y superiores. Tendrá que llevar los nombres de los servidores públicos, el cargo, puesto o comisión, el tipo de contrato, monto de salario que se pagará y prestaciones salariales que recibirán, además del perfil y área de adscripción. “Transparencia” es el nombre del juego. *** Al estilo del estridente narrador de Televisa, Enrique “El Perro” Bermúdez, el fiscal Jorge Winkler “lo tenía, era suyo… y lo dejó ir”. Ya se había anticipado en este mismo espacio: El encarcelamiento de Leonel Bustos, extitular del Seguro Popular en Veracruz, iba a durar muy poco. No llegó a las dos semanas. Un juez federal le concedió el amparo y tuvieron que dejarlo en libertad. Así es esto del coctel política-justicia; lo que hoy es un aplauso, mañana serán chiflidos. *** El diputado Vicente Benítez subió este martes a la tribuna para hacer una propuesta de su partido, Nueva Alianza. Planteó un punto de acuerdo para conmemorar el Centenario de la Promulgación del Artículo 3º de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, en una sesión solemne a celebrarse en el de mes febrero. O sea, ya, en los próximos días. Propuso, además, convocar a un Foro sobre los Retos de la Educación en México y Veracruz en el marco del proceso de Globalización en que se ve inmerso México, que podría llevarse a cabo el próximo 15 de mayo. *** El secretario de Salud a nivel federal, José Narro, le pidió a Miguel Ángel Yunes que presente las pruebas sobre la supuesta aplicación de medicamentos apócrifos en quimioterapias a niños con cáncer, durante la administración del exgobernador Javier Duarte. El funcionario federal asegura que él hasta el momento no ha encontrado evidencia alguna. ¿Un tropiezo más? *** El senador veracruzano José Yunes Zorrilla, Presidente de la Comisión de Hacienda y Crédito Público de la Cámara Alta, participó en la mesa de análisis en materia hacendaria junto con el secretario de Hacienda José Antonio Meade Kuribreña.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lunes, 30 Enero 2017 19:58

Punto de Vista * Deuda y presupuesto

Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
Tan medido traía Yunes Linares al líder del Movimiento de los 400 Pueblos, César del Ángel, que hasta sabía cuánto cobraba al gobierno estatal por manifestarse en contra de los enemigos políticos de Fidel Herrera y Javier Duarte. Según Yunes Linares, el dirigente de esa organización recibió más de 40 millones de pesos por año. *** Está claro que el principal objetivo de sus movilizaciones fue el que hoy es gobernador de Veracruz, y como éste no es afecto a guardarse las afrentas, de inmediato procedió a meterlo a la cárcel. Los señalamientos en su contra incluyen incitación a cometer un delito, apología del delito, estragos y motín.

* * *

Sería iluso pensar que las acciones emprendidas por la Fiscalía General del Estado, por el Tribunal Superior de Justicia y por la Universidad Veracruzana, para que se respete lo que la Ley establece respecto al presupuesto de esos tres entes autónomos, significan una confrontación con el Gobernador Miguel Ángel Yunes Linares.
Jorge Winkler, Edel Álvarez y Sara Ladrón de Guevara son tres de los personajes más cercanos al mandatario estatal, y las controversias constitucionales, lo mismo que los recursos presentados ante el Congreso local, son medidas que no sólo permitió Yunes Linares, sino que incluso las impulsó.
Antes de emprender la huida, Javier Duarte de Ochoa promovió ante el Congreso local la aprobación de reformas legales que les garantizan a la Fiscalía, al Poder Judicial y a la UV porcentajes mínimos del presupuesto estatal, con el fin de dotarlos de autonomía financiera.
Con esas reformas esos tres entes no estarían sujetos a los vaivenes políticos y sin importar el color del gobierno en turno, siempre tendrían garantizados recursos suficientes para su funcionamiento.
La medida suena acertada. De hecho eso es lo que buscan este tipo de organismos autónomos. El problema es que, sabedor de que quien lo sustituiría sería su enemigo Miguel Ángel Yunes Linares, el anterior gobernador promovió que se aprobaran altos porcentajes para esas tres instituciones, lo que maniata a la actual administración estatal.
Una vez que Yunes Linares confirmó el altísimo déficit que enfrentan las arcas estatales, llegó a la conclusión de que sería imposible cumplir con lo que las actuales leyes establecen para la asignación del presupuesto de la Fiscalía, el Poder Judicial y la UV.
Mientras los titulares de esos tres entes reclaman la parte que por ley les corresponde, el Gobernador envió al Congreso local su iniciativa para renegociar la deuda del Estado. El argumento es sencillo: La ampliación de los plazos de los créditos bancarios le permitirá a la administración estatal contar con mayor liquidez con lo que se acercará a su objetivo de reducir de manera sustancial el déficit financiero.
La lógica del gobernador coloca en un brete a los legisladores. Si no aprueban la renegociación, ¿cómo pretenden que se mejoren los presupuestos de la UV, la Fiscalía y el Tribunal Superior de Justicia?
No hay que perder de vista que el mandatario estatal plantea no uno, sino hasta tres ejercicios de refinanciamiento de la deuda. Una vez que amplíe los plazos y libere recursos que hoy están retenidos para garantizar el pago de los compromisos bancarios, Yunes Linares anticipa que la calificación crediticia del Estado habrá de mejorar, y será entonces cuando se plantee una nueva renegociación, con la compra de deuda mediante pasivos que signifiquen intereses más bajos.
El problema es que Yunes Linares, el adalid de la transparencia y la honestidad, no está siendo todo lo claro que se requiere para convencer a los diputados locales. Ellos esperan que les explique con detalle cada uno de los movimientos, y que además considere que ya existe una Ley de Disciplina Financiera de las Entidades Federativas y Municipios, además de que cada acción en materia de contratación de deuda debe contar con el aval de la Secretaría de Hacienda.
Este martes es la última sesión del primer período ordinario del Congreso local, y la solicitud del gobernador para que le aprueben la renegociación de la deuda no está incluida en la orden del día. Se va a necesitar de mucho más operación y de un período extraordinario, para conseguir que el Poder Legislativo le apruebe esas medidas.

* * *

Epílogo.
Ya moderó la rectora de la UV, Sara Ladrón de Guevara, su reclamo al Congreso local. Insiste, sí, en que le asignen a su presupuesto los recursos que marca la Ley, aunque ahora ya admite que el 4% es una cifra que escapa a las posibilidades del gobierno estatal. La rectora sugiera “revisar” el porcentaje, pero una vez decidido, respetarlo plenamente. A ver si es chicle y pega. *** Renato Alarcón sabe que no le queda tiempo, que ya va rezagado en las tareas que le competen rumbo a las elecciones municipales. Por lo pronto, apenas unas horas después de haber rendido protesta como dirigente del PRI en Veracruz, emitió la resolución sobre sus delegados distritales. Estos son: Guillermo Zorrilla (Pánuco), Pedro Garcés Marcial (Tantoyuca), Anabel Ponce Calderón (Tuxpan), Juan Ignacio Morales (Álamo), Gaudencio Melgarejo Morales (Poza Rica), Ricardo Landa Cano (Papantla), Luis Sardiñas (Martínez de la Torre), Juan Vicente Cerecedo (Misantla), Jesús García Ravelo (Perote), Carlos Rodríguez Velasco (Xalapa 1 y 2), Alicia González Cerecedo (Emiliano Zapata), Tomás Montoya Pereira (Veracruz), Ismael García Huesca (Boca del Río), Elena Zamorano Aguirre (Medellín), Raúl Ramos Vicarte (Córdoba), Juan Humberto García (Orizaba), Marcos Carvajal Cervantes (Ciudad Mendoza), Hugo Aburto Torres (Zongolica) Mario Tejada Tejada (Cosamaloapan), Rafael Rodríguez González (Santiago Tuxtla), Francisco Esparza López (San Andrés Tuxtla), Alejandro González Martínez, (Cosoleacaque), Eduardo Sagrero Bejar (Acayucan), Héctor Melgarejo Domínguez (Minatitlán), Nemesio Lucho Toto (Coatzacoalcos urbano), y Rafael de Hombre (Coatzacoalcos rural). Todos ellos serán coordinados por Crisóforo Hernández Cerecedo (Norte), Ernesto Alarcón Trujillo (Centro 1), Alejandro Moreno Leal, (Centro 2), y Guillermo Franco (Sur). Van representados todos los grupos y todos los intereses. *** Ya habían avisado y lo van a cumplir. Se prevé que a partir del mes de abril se eche a andar, una vez más, el impuesto del 2 por ciento al hospedaje. Los empresarios calculan que con ese renovado gravamen podrían reunir hasta 50 millones de pesos por año, y prometen que habrán de ser utilizados para promover Veracruz. Ajá.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Domingo, 29 Enero 2017 19:48

Punto de Vista * Las manos limpias


Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
En el seno de la Comisión Estatal para la Protección de Periodistas (CEAPP) se ha convertido en un dolor de cabeza la designación de Pedro Alberto Díaz Cruz como uno de los comisionados. Periodistas de la zona norte acudieron a la Legislatura para demandar la revocación de dicho nombramiento, pues acusan al comunicador de dedicarse a “extorsionar” a actores políticos de la región y dicen no sentirse representados por él. *** Este fin de semana miembros de la CEAPP viajaron a la zona norte para atender esos reclamos. Lo que se sabe es que atrás de la designación de Pedro Alberto Díaz está la mano del “chapito”, Joaquín Guzmán Avilés, un personaje de gran cercanía e influencia con Miguel Ángel Yunes Linares. *** ¿Será capaz de sostenerlo en el cargo?

* * *

Una fue la expresión que quiso sembrar en la memoria de los presentes la delegada nacional del PRI, al momento de tomarle la protesta a Renato Alarcón Guevara como nuevo dirigente estatal de ese organismo político.
Lorena Martínez destacó que el exdelegado del ISSSTE “tiene las manos limpias”, un factor que pretende privilegiar el actual dirigente nacional del tricolor, Enrique Ochoa Reza.
Un detalle que debería estar implícito en todos los encargos partidistas, hoy se convierte en el factor decisorio. El problema es que sugiere, sin mencionarlo, que los otros aspirantes no llegaron porque tenían las manos sucias, o “no tan limpias” como Renato.
La decisión del comité nacional priista de apostar por Renato Alarcón se dio en momentos en los que se demandaba un amplio consenso de las principales corrientes políticas dentro del tricolor, pero además con el ruido que, de forma natural e inevitable, le metió el exgobernador Fidel Herrera Beltrán, tras su renuncia al consulado en Barcelona y su anuncio de que retornaría a Veracruz, para “defenderse” de las denuncias presentadas en su contra por Miguel Ángel Yunes Linares.
Renato Alarcón ya había hecho público su interés por asumir la dirigencia priista, a pesar de que eso significaba abandonar la comodidad de un cargo en la administración federal. Y si la consigna de la representante del comité nacional priista fue la virtud de las “manos limpias”, las del nuevo dirigente estatal fueron “unidad” y “trabajo”.
Resaltó la importancia de que México entero se una para hacer frente al difícil contexto internacional, y anunció que en Veracruz se trabajará de manera constructiva y crítica, “dejando atrás el muro que en el caso de Veracruz, se trata de un muro de lamentaciones”.
Menos llanto y más trabajo fue el llamado de Renato Alarcón para los priistas veracruzanos, que siguen aletargados tras sufrir su primer descalabro en una contienda por la gubernatura.
La presencia en el evento celebrado este domingo en la sede estatal del PRI, de los senadores Héctor y Pepe Yunes significó que ambos quedaron conformes con la decisión del comité nacional, pero hubiera sido relevante que otras representaciones del priismo de la entidad avalaran dicho nombramiento. Personajes como Miguel Alemán y el propio Fidel Herrera debieron ser considerados.
Renato Alarcón es, como lo mencionó la propia delegada, un priista con larga e intachable trayectoria, Es alguien que privilegia el diálogo y que le dará a su encargo el brillo de la crítica inteligente.
Entre sus tareas iniciales estará el sumar a aquellos personajes que pudieran haber quedado resentidos con la decisión del comité nacional. La aportación de Érika Ayala, Carlos Aceves y Marlon Ramírez es importante y siempre será mejor que se sumen a los esfuerzos del comité estatal desde sus trincheras.
El caso de la secretaria general es diferente. Regina Vázquez se ha negado a dejar el encargo y ahora deberán ser las instancias de justicia partidaria las que decidan si se mantiene en esa posición o se le sustituye. La propuesta más fuerte para ocupar esa posición es Marilda Rodríguez.
Llega Renato Alarcón al PRI en momentos muy complicados, pero por eso mismo, con un amplio panorama de oportunidades. Está en él aprovecharlas.

* * *

Epílogo.
Este domingo celebró una sesión pública el Tribunal Electoral del Estado de Veracruz. En ella se dispuso que se hiciera una “amonestación pública” a Antonio Andrade Luna, quien fue acusado de realizar actos anticipados de campaña. Los magistrados confirmaron que sí incurrió en esa falta, pero decidieron sólo amonestarlo “por tratarse de una conducta leve, al ser aislada y no reiterada, además de que no existe reincidencia”. *** Tras la aparición de los cuerpos sin vida, mutilados, de tres compañeros que habían sido levantados días antes, elementos de la Policía Municipal de Las Choapas decidieron suspender sus labores y demandar armamento y mejores condiciones de trabajo. La respuesta fue inmediata: Miembros del Ejército Mexicano y de la Policía Estatal desarmaron a los policías municipales y los sustituyeron en las labores de vigilancia. Esa es una zona que se ha “calentado” en los días recientes y el Grupo de Coordinación Veracruz se ha tardado en reaccionar. *** La Sección 32 del SNTE va a recular. Ya envió las primeras señales de que habrá de retirar la denuncia penal que presentaron ante la PGR contra Miguel Ángel Yunes Linares por los delitos de ejercicio abusivo de sus funciones y operaciones con recursos de procedencia ilícita, en perjuicio de los agremiados a esa organización sindical. Hoy sin el menor rubor aducen que eso se presentó “en otros tiempos, con otras circunstancias” y sólo están a la espera que los presuntos agraviados lo pidan, para que el área jurídica del sindicato “con mucho gusto” retire la demanda. El dirigente seccional, Lázaro Medina Barragán, luce sus dotes de “veleta”.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Jueves, 26 Enero 2017 20:36

Punto de Vista * Las medallitas de Yunes


Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
¡Y vuelve la mula al trigo! La nota destacada del jueves en redes sociales, portales y periódicos, fue que “Miguel Ángel Yunes cesó” al titular del área de Servicios Materiales de la SEV, Luis Antonio Ávalos Amaya, responsable de emitir una circular en la que ordenaba a las mujeres que están a su mando que vistieran “con decoro”. *** No lo hizo el Director de Recursos Humanos, tampoco el Oficial Mayor, mucho menos el secretario de Educación. Tuvo que ser el mismísimo gobernador de Veracruz quien tomara tal decisión, porque –al fin y al cabo- Yunes Linares se asume como el rey Luis XV de Francia, aquel que frente al parlamento de París afirmó tajante: “L'État, c'est moi” (“El Estado soy yo”).

* * *

Desde hace tiempo se hizo evidente que el personaje de la administración duartista con más frentes abiertos, con más señalamientos por presuntos actos ilegales, era el diputado federal Antonio Tarek Abdalá Saad, quien cubrió buena parte de la anterior gestión estatal al frente de la Tesorería del Estado.
Su firma aparece en documentos que evidencian el desvío de recursos del Sector Salud, lo mismo que de programas federales de Educación, y hasta de partidas que tenían como destino original las arcas de los municipios veracruzanos.
Eran los tiempos en los que la “licuadora” trabajaba a toda su capacidad, y la Tesorería estatal era un enorme hoyo negro que devoraba hasta el último centavo que caía en sus cuentas.
Suena lógico, pues, que la primera acción penal del gobierno yunista haya sido en contra del diputado federal por la cuenca del Papaloapan. Hay, sin embargo, un problema que no es menor: Goza de fuero.
Ya el fiscal general del Estado, Jorge Winkler, promovió en la ciudad de México el juicio de desafuero, pero ese es un trámite que no resulta tan sencillo. Baste recordar que el año pasado se hablaba de más de 300 peticiones similares, todas atoradas en la Subcomisión de Examen Previo.
La petición del fiscal veracruzano deberá esperar su turno, y es más probable que concluya antes la gestión de Tarek Abdalá como diputado federal (con lo que, en automático, desaparecería la protección constitucional) a que se resuelva tal solicitud.
Lo que falta para que concluya su período son poco menos de dos años, y en virtud de que para entonces los delitos que se le imputan no habrán prescrito, una vez fuera del Congreso federal se podrá gestionar la orden de aprehensión.
El problema no es ese. Lo que preocupa a las actuales autoridades de Veracruz es que al gobernador le urgen medallas para colgarse en el pecho. Le carcomen las ansias de emitir un comunicado con el encabezado “Miguel Ángel Yunes metió a la cárcel al Tesorero de Duarte”.
Al menos esa presea, la de Tarek Abdalá, no habrá de colgársela pronto.
Miguel Ángel Yunes Linares sabe que con los diputados (tanto los locales como los federales) el camino será largo y tortuoso, y no siempre conseguirá su objetivo. Ha dispuesto que se preparen los expedientes y que se siga el protocolo, pero que mientras tanto se avance en otros objetivos más asequibles.
Ahí es donde entran los casos de Gina Domínguez (excoordinadora de Comunicación Social), de Mauricio Audirac (excontralor y extitular de Finanzas), y de algunos funcionarios menores, responsables de las áreas administrativas, como Ricardo Sandoval (Salud).
Trato especial requieren los casos de Arturo Bermúdez (Seguridad Pública) y Gabriel Deantes (SEV, Sefiplan y Trabajo), cuyos procesos iniciaron cuando aún estaba al frente de la Fiscalía Luis Ángel Bravo, por lo que recibieron un trato especialmente terso. El nuevo fiscal está analizando los expedientes en busca de algún argumento que le permita reponer los procedimientos y actuar en forma más severa contra ellos.
Miguel Ángel Yunes está empeñado en cumplir su palabra de meter a la cárcel a todos los que lucraron con el tesoro público durante la administración de Javier Duarte. El problema es que tiene poca paciencia, y la justicia en este país podrá ser cualquier cosa, menos “pronta y expedita”.

* * *

Epílogo.
El grupo legislativo de Morena propuso un punto de acuerdo en la sesión del pasado jueves para exhortar a la titular de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos, Namiko Matzumoto Benítez, a investigar y, en su caso, hacer recomendaciones respecto al despido masivo de trabajadores del Instituto Veracruzano de las Mujeres (IVM). La propuesta fue presentada por la diputada Tanya Carola Viveros Cházaro, quien denunció que algunos trabajadores fueron obligados a renunciar; a otros se les condicionó su permanencia en la institución a cambio de percibir menos salario, y a otros más los pusieron a prueba o les asignaron cargos inferiores a los que tenían. *** El gobernador de Veracruz celebró que hoy se viva en Veracruz una “vida democrática plena”, y puso como ejemplo la libertad con que pueden conducirse los diputados de cualquier partido –“incluso en el que yo milito”- en obvia referencia a la crítica que le hizo la diputada panista Maryjose Gamboa. Sin embargo, no dejó pasar la oportunidad para advertir que, así como ellos (los diputados) pueden votar en cualquier sentido, él como gobernador tiene facultades de ejercer el derecho de veto. En pocas palabras: Son libres de decidir lo que quieran, falta que yo les haga caso. *** Muchos habrán de tomarlo como “el segundo revés” de Miguel Ángel Yunes Linares en el Congreso local. El voto en contra de Morena, PRI, Juntos por Veracruz y hasta del PRD impidió que en la sesión del jueves fuera incluida una iniciativa del PAN para retirar el fuero a los integrantes de los tres poderes, a las autoridades municipales y a miembros de organismos autónomos. En estricto sentido éste no fue un “palo”. Los panistas sólo hicieron un amago para ver cuál era el sentir de los otros grupos legislativos. La iniciativa no fue incluida en la orden del día, por lo que podría ser considerada más adelante, una vez que haya sido bien “cabildeada”. Los diputados opositores no se manifestaron en contra de la propuesta, sino del procedimiento. *** Cada nueva administración ordena lo mismo. La Fiscalía General del Estado (FGE) emitió una circular en la que advierte que sancionará a los subfiscales, agentes del Ministerio Público, fiscales especializados y fiscales regionales que den entrevistas a los medios, o que ofrezcan a periodistas información sobre las actividades del organismo. Se aclara que “la información relativa al quehacer de la Fiscalía será difundida personalmente por el titular de este organismo autónomo”. Vamos, algo parecido a lo que está siendo su jefe y amigo, Yunes Linares. En el fondo lo que todos quieren es ser ellos los que decidan qué información filtrar, y a qué medios.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Jueves, 26 Enero 2017 05:47

Punto de Vista * Congreso contra Yunes


Prefacio.
Se le acabó el aire al tema de los medicamentos clonados. El Gobierno de Veracruz se está tardando en pasar de la denuncia mediática a la penal y eso ha dado oportunidad de que los presuntos actores de esa trama la vayan desactivando. *** Fidel Herrera respondió fuerte y claro a los señalamientos en su contra y sus palabras fueron respaldadas por el Secretario de Salud del gobierno federal, José Narro Robles, quien ya salió a aclarar que no han encontrado evidencia de alguna muerte que se pueda atribuir a la aplicación de fórmulas apócrifas. Jorge Carvallo aceptó que las empresas involucradas son de familiares suyos, pero se apresuró a aclarar que él nada tiene que ver con sus negocios. *** De la otra parte, sólo el rechazo de Yunes Linares para que el tema se investigue en la PGR (¿recuerdan cuando él pedía que todas sus denuncias se fueran al ámbito federal?) y la insinuación de que en “sus” investigaciones está involucrada una persona “muy cercana” a Fidel Herrera.

* * *

“¡No sé quién asesora al Gobernador!”, expresó en voz alta, desde la tribuna del salón de Plenos, en el Congreso local, el perredista Sergio Rodríguez Cortés.
Se refería a la propuesta del mandatario estatal para reducir el número de regidurías en 95 ayuntamientos de la entidad. El dictamen elaborado por la comisión de Organización Política y Procesos Electorales, fue rechazado por no alcanzar las dos terceras partes de los votos de quienes integran la presente Legislatura.
No podemos dejar de significar que, como en el gobierno estatal, en el Poder Legislativo también trabajan como fuerzas aliadas los diputados del PAN y del PRD, por lo que sorprendió a más de uno que fuera un perredista el que alzara la voz para criticar la propuesta del que fuera su candidato a la gubernatura.
Y no sólo eso. Un día después la diputada panista Maryjose Gamboa acusó a su amigo, el gobernador de Veracruz, a quien fuera candidato de su partido, Miguel Ángel Yunes Linares, de estar “protegiendo a las mafias transportistas”, contra “el derecho de millones de personas, que no tienen manera de moverse”.
La legisladora panista hacía referencia al anuncio del gobernador de que presentaría “observaciones a la reforma aprobada por el Congreso del Estado que permite otorgar nuevas concesiones de transporte público.
En opinión de Yunes Linares, Veracruz no requiere más concesiones (de transporte público), sino regularizar y reordenar el servicio, “tanto en las ciudades como en el medio rural”.
Maryjose Gamboa fue de frente contra el anuncio de su amigo: “Creo que no la ha leído bien, creo que no leyó el transitorio que dice que entra en vigor después de que se regularice el servicio de transporte público”, expresó.
Habrá quien sugiera que eso es reflejo del “respeto” y “la apertura” que existe en el trato entre los poderes del Estado.
No es así. Respeto no significa dejadez, apertura no es lo mismo que falta de operación.
Miguel Ángel Yunes tiene muy poco tiempo para gobernar y ya dejó ir casi 60 días sin ofrecerles a los veracruzanos el cumplimiento de sus promesas. De toda esa “banda de ladrones” que prometió meter a la cárcel, sólo ha caído uno, y es muy probable que no dure mucho encerrado, gracias a las bondades del nuevo sistema penal.
En el tema del rescate financiero empieza a dar algunos pasos por la dirección correcta, pero va a requerir del apoyo de los legisladores y para eso necesita de mucha operación, de sumar voluntades para que todos se comprometan en el rescate de Veracruz.
Ahí es donde pudiera tener problemas Miguel Ángel Yunes. Desde que asumió el cargo, el primero de diciembre, cada vez es más evidente ese rasgo de egocentrismo. Todo lo bueno lo hace él, personalmente, no su gobierno: Miguel Ángel Yunes sacó a los ladrones de Palacio, Miguel Ángel Yunes meterá a la cárcel a Duarte y a Fidel, Miguel Ángel Yunes cubrió todos los compromisos financieros del mes de diciembre, Miguel Ángel Yunes desarticuló banda del crimen organizado, Miguel Ángel Yunes descubrió criminal fraude en el Sector Salud, Miguel Ángel Yunes hizo frente a los saqueadores, Miguel Ángel Yunes rehabilita carreteras, etcétera.
Si les va a pedir el respaldo a los diputados, tendrá que ceder parte de su protagonismo.

* * *

Epílogo.
Llama la atención la lectura que le da Federico Arreola al caso Veracruz, en su escatológico análisis: “En Veracruz, los pedos de Yunes y Fidel por el tema de los tratamientos de quimioterapia supuestamente adulterados están ensuciando a todo el estado. Y ya se metió, entre Miguel Yunes y Fidel Herrera, el secretario de Salud federal, José Narro, quien al grito de ‘soy tan priista como el que más’ –necesita para ser candidato en 2018, además de su prestigio de académico independiente que le dio la UNAM, ser aceptado por las bases del PRI–, defendió sin mencionarlo y con simples argumentos técnicos a una de las glorias del viejo PRI, el dinosaurio Herrera: no hay evidencia de que nadie haya muerto por las quimios que se supone eran falsas. Las cosas se van a complicar en Veracruz, claro que sí. Tantos pedos de todos esos viejos de la política no van a higienizar el ambiente veracruzano, sino todo lo contrario”. *** Se aprieta la carrera por la dirigencia estatal del PRI. Cuando todos asumían que la definición estaba entre la terna que conforman Renato Alarcón, Érika Ayala y Carlos Aceves, la reaparición de Fidel Herrera parece haber revivido a Marlon Ramírez. Hasta la tarde del miércoles nada se había definido aún, pero todo es cuestión de horas. *** El alcalde de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez, encabezó un numeroso contingente de presidentes municipales que acudieron este miércoles al Congreso local para escuchar las explicaciones que tenía que dar la secretaria de Finanzas, Clementina Guerrero a los legisladores sobre los pagos pendientes a los 212 ayuntamientos. Las 212 tesorerías municipales siguen a la espera de que les paguen al menos tres meses del Fondo de Aportaciones para la Infraestructura Social Municipal (FISM) y algunos también esperan que les paguen la parte que les corresponde de hidrocarburos. Ya el lunes la titular de Sefiplan les pidió a algunos alcaldes una tregua hasta el 23 de febrero para darles a conocer cuándo y cómo habrán de pagarles lo que está pendiente. La paciencia se está agotando.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Martes, 24 Enero 2017 22:07

Punto de Vista * El primer tropiezo


Filiberto Vargas Rodríguez
Prefacio.
Curioso, de verdad, el caso de las bardas que aparecieron en Orizaba pintadas con leyendas en las que le dan la bienvenida al exgobernador Fidel Herrera Beltrán, luego que se conociera que dejó el consulado de México en Barcelona y que retorna para hacer frente a los señalamientos que le ha hecho el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares. *** Curioso porque las bardas, con la leyenda: “Bienvenido Fidel, Veracruz te necesita” están pintadas con un solo tono, verde, el tono distintivo del partido cuya franquicia –dicen los mal hablados- habría adquirido Fidel Herrera para hacer gobernador a su hijo. *** ¡Si hasta en eso se parecen!

* * *

El tema no era sencillo. Ya había provocado, la semana pasada, que un legislador se “encadenara” (en realidad nunca pudo colocar la cadena) a la tribuna del Pleno en el Congreso local.
Se trataba de la propuesta del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares de reducir el número de regidurías en 95 municipios de la entidad, por considerar que en ellos había una “sobre-representación”.
La mayoría de los diputados coincidieron con el gobernador en la conveniencia de revisar los números y ajustar la cantidad de ediles en cada municipio, apegados al censo de población. Sin embargo, varios de ellos llamaron la atención sobre un punto crucial: Hacer tal ajuste en este momento significaría una violación a la Constitución local, que establece que cualquier cambio relacionado con los comicios del presente año, debió ser aprobado 90 días antes de que iniciara el proceso electoral, lo que sucedió el 10 de noviembre del 2016.
El argumento de Miguel Ángel Yunes fue que tal impedimento aplicaba sólo para las reformas legales, y lo que se estaba pidiendo era que se aplicaran leyes que ya estaban vigentes.
La réplica también fue contundente: El cambio propuesto impacta de forma sustancial al proceso electoral, pues modifica la conformación de las planillas de los aspirantes, y por lo tanto está fuera de tiempo.
No sólo eso. El grupo mixto de legisladores, denominado “Juntos por Veracruz”, que fue el que encabezó la resistencia contra la propuesta del gobernador, exhibió severas inconsistencias en el dictamen presentado al Pleno.
En principio, de los 95 municipios en los que se proponía cambiar el número de ediles, sólo 50 respondieron a la petición del Congreso de que dieran su opinión. De esos, apenas 23 dieron una opinión favorable. El resto de los que respondieron lo hicieron en contra, o no entendieron la pregunta, como en el caso de Jamapa, cuya alcaldesa, Maribel Díaz Toledo, pensó que se trataba de desaparecer regidurías de su administración y preguntaba cuáles tendría que eliminar.
Hubo otros alcaldes que no consultaron el tema con el Cabildo y dieron su respuesta de forma personal.
Llamó la atención que incluso Boca del Río, municipio que dirige el hijo del Gobernador, respondió que sometería dicha propuesta a votación de su Cabildo, ¡la próxima semana! Eso parece confirmar la visión del analista Raymundo Jiménez, quien sugiere que no siempre andan en la misma frecuencia el padre, Miguel Ángel Yunes Linares, y sus hijos, el senador Fernando y el alcalde Miguel Ángel.
El debate se dio de forma civilizada, transparente, con la libertad para que cada legislador expresara su opinión sin cortapisas, al grado de que dos diputados del mismo grupo pasaron a la tribuna en turnos consecutivos, el primero para atacar el dictamen, y la segunda para defenderlo.
¡Ojalá haya muchos días de democracia diáfana como estos!

* * *
Epílogo.
Y a propósito del respeto que prometió el gobernador de Veracruz a los poderes Legislativo y Judicial, suena muy raro que ahora anuncie que presentará “observaciones” a la reforma aprobada por el Congreso del Estado que permite otorgar nuevas concesiones de transporte público. Yunes Linares argumenta que Veracruz no requiere más concesiones, que lo que necesita es regularizar y reordenar el servicio de transporte. Asegura que en los últimos doce años se otorgaron decenas de miles de concesiones “sin ningún análisis previo, sin bases técnicas, simplemente para llenar los bolsillos de los funcionarios”. Lo raro del caso es que él tampoco presentó estudio alguno con el que documentara que ya no hacen falta concesiones. ¿Acaso pensará que su palabra es suficiente? *** Ya se abrió el debate (por lo pronto en los medios) sobre la propuesta del gobernador de hacer no una, sino varias reestructuraciones a la deuda que tiene el Estado. Los panistas insisten en quitarle la etiqueta de “más deuda” al planteamiento del Ejecutivo, mientras que legisladores de otras fuerzas políticas refutan: Si se amplía el plazo, la deuda crecerá. *** Oportuna, la observación del legislador Fernando Kuri sobre el tema de la renegociación de la deuda: ¿Cómo podemos analizar la conveniencia de los términos de la renegociación, si no sabemos aún cómo quedará el Presupuesto de Egresos? Recuerda el legislador del grupo mixto que la renegociación debe ir de la mano de los ajustes al gasto corriente, y hasta el momento no se ha visto en dónde pretende recortar el Ejecutivo… que no sea corriendo gente. El asunto no es menor. La propuesta del Ejecutivo podría llevar algunos compromisos a plazos de hasta ¡medio siglo! *** ¡Ahí les va la voladora! Al menos eso parece haber dicho el titular del Poder Judicial, Edel Álvarez Peña, al admitir que ya tienen los jueces en su escritorio varios requerimientos de la Fiscalía General para que giren órdenes de aprehensión contra exfuncionarios de la administración estatal. No quiso dar nombres, pero al menos se sabe del caso de Tarek Abdalá (con fuero) y de Mauricio Audirac. ¿Quién más? ¡Haga sus apuestas!

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lunes, 23 Enero 2017 20:38

Punto de Vista * Las razones de Fidel


Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
Ya vieron que eso le molestó y por ahí le van a seguir. El de la ocurrencia fue Andrés Manuel López Obrador, quien en reciente visita al norte de la entidad dijo que “Javier Duarte y Miguel Ángel Yunes son lo mismo”. Ese mismo agravio lo retoma Fidel Herrera, quien advierte que el actual gobernador de Veracruz “cada vez se parece más a su antecesor. Por lo pronto, ya tiene un fiscal y un titular de Poder Judicial de todas sus confianzas”. *** ¿Será ésta la señal de que sí hay acuerdos entre Fidel y el Peje? *** Al final, el anatema y el enemigo son los mismos.

* * *

No, yo no soy amigo de Peña Nieto. Tampoco tengo contacto con Osorio o con Videgaray. No tengo, por lo tanto, una fuente de tan alto nivel para confirmar, o rectificar, la versión de que Fidel Herrera no renunció, sino que “fue renunciado”.
Tengo, eso sí, un “pin” de la mensajería de Blackberry que utilizaba el propio Fidel Herrera. En otros tiempos, en otras circunstancias, lo utilicé para cuestionarlo sobre temas que le atañían.
La verdad no sé si lo siga usando, pero las preguntas que me hubiera interesado hacerle, se las hicieron ya, en noticieros de radio de la capital del país (Ciro Gómez Leyva y Oscar Mario Beteta). Tengo las grabaciones de esas entrevistas y en ellas Fidel Herrera admite que desde que estuvo en México, a principios del presente año, dialogó “con el subsecretario” (no aclara con cuál) y que “comentaron” sobre la conveniencia de presentar su renuncia, para hacer frente a los ataque mediáticos que ya desde entonces –dice- estaba recibiendo.
Se entiende de estas charlas que desde entonces (el encuentro de embajadores y cónsules en México fue del 9 al 11 de enero) Fidel Herrera dejó firmada su renuncia y que el pasado fin de semana (el comunicado oficial se hizo circular el domingo) se hizo efectiva.
Lo cierto es que a partir del domingo se han desatado múltiples especulaciones. Desde los que festejan que “por fin” cayó uno de los implicados en lo que Miguel Ángel Yunes Linares ha bautizado como “la docena trágica”, hasta aquellos que aseguran que el retorno del “Tío” tiene que ver con una estrategia planteada desde el centro del país, para que le haga frente –“porque es el único que lo puede detener”- al “Blue Demon”.
Pero además hay quienes sugieren que esta decisión también está relacionada con las dificultades que está enfrentando el PRI para definir a su nuevo dirigente en la entidad. Gente cercana a estas negociaciones se queja de que los fidelistas (léase Érick Lagos y Jorge Carvallo) “andan como locos, nadie los controla”, por lo que la encomienda para Fidel Herrera sería, además, que pusiera orden entre sus muchachos y acatara la decisión que ya se ha tomado, de poner al frente a alguien que no esté vetado por ningún grupo, pero que tampoco esté etiquetado.
Respecto a su enfrentamiento con Miguel Ángel Yunes Linares, las fuentes consultadas (insisto, no me refiero a Peña Nieto, ni a Osorio, ni a Ochoa, tampoco a Videgaray) sugieren que existe cierto desencanto a nivel central porque de pronto se dieron cuenta que no existe en Veracruz un perfil político capaz de hacerle frente al gobernador panista. Vaya, ¡ni los senadores!
Sólo Fidel Herrera, a quien le habrían ofrecido que retornara al Senado en el 2018, con lo cual se acabaría otra batalla que se libraba en la entidad.
Esas mismas fuentes de la capital del país sugieren que en el paquete de acciones para rescatar al PRI en las elecciones municipales que se celebrarán este año, se habría considerado la captura (o “entrega” al estilo Padrés) de Javier Duarte, mediante una negociación que garantizara la inmunidad (o “impunidad”) de su esposa.
Esta nueva versión del pleito del güero contra el prieto apenas empieza.

* * *

Epílogo.
Está claro que en el gremio periodístico de Veracruz se aplica la fábula de los cangrejos en la cubeta: “Cuando uno trata de sobresalir, entre todos se encargan de jalarlo pa’bajo”. A partir de los señalamientos de los reporteros que acuden a las conferencias de prensa del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, éste le ordenó al nuevo secretario de Desarrollo Económico, Alejandro Zairick Morante que diera marcha atrás a la incorporación de la periodista Vicky Hernández en su equipo de trabajo. Qué pena. *** Ya quedó claro que la denuncia que se presentó por la detección de una dosis irregular del medicamento llamado Bevacizumab, no tiene nada qué ver con niños que padecen cáncer; que el medicamento iba a ser aplicado a una mujer adulta, con diagnóstico de cáncer de mama; que tampoco se trata de un tratamiento de quimioterapia, sino de un anticuerpo monoclonal “cuyo uso no está indicado para pacientes pediátricos”. Sin embargo, la empresa Roche afirma que el medicamento fue detectado en mayo del 2011, mientras que Nemi Dib asegura que fue “a principios del 2010” y Fidel Herrera afirma que fue “en octubre del 2010”. Hay una feria de fechas y datos falsos que dejan ver que atrás de estas nuevas denuncias hay un mar de perversas intenciones. *** Elementos de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) -“seguramente borrachos”, explicó el titular de esa área, Jaime Téllez Marié- dispararon contra habitantes de la comunidad Guadalupe Victoria, del estado de Puebla. En respuesta a este incidente, el subdelegado de la SSP en Perote, Félix Acosta Landa, que no participó en los hechos pero que “al parecer tiene que ver en ese tema” se encuentra recluido en el cuartel de San José de Xalapa, sin ser remitido a la Fiscalía para que se le inicie el debido proceso. Bien dicen que “cuando la perra es brava, hasta a los de casa muerde”.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
Fidel Herrera dice que renunció al Consulado para defenderse de los ataques del hoy Gobernador de Veracruz. Por su parte, Miguel Ángel Yunes Linares asegura que en realidad a Fidel “lo renunciaron”. *** Lo que sí queda claro es que la zarandeada que le ha dado Yunes Linares al árbol ha provocado la caída de uno de los frutos más codiciados. *** En realidad la renuncia del nativo de Nopaltepec tiene que ver con el encarcelamiento de Leonel Bustos, uno de los hombres más cercanos al hoy ex cónsul. *** Y aunque fue el escándalo por las medicinas apócrifas el que provocó estas caídas, en realidad ese es el caso jurídico más endeble contra Fidel Herrera. Él mismo lo anticipa: No hay en la cadena de mando un eslabón que lo vincule a él. *** Es como si alguien denunciara penalmente a Yunes Linares por todos los casos de negligencia médica que se hayan presentado en las clínicas del ISSSTE cuando él fue el Director General.

* * *

Excelente anuncio del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares. Finalmente está haciendo lo que prometió en campaña y es congruente en su estrategia para rescatar a Veracruz de la crisis financiera que enfrenta.
Durante su segunda campaña por la gubernatura, el año pasado, Yunes Linares dio a conocer las acciones que habría de tomar en caso de que el voto le favoreciera. Entre otras, anunció que solicitaría autorización al Congreso para reestructurar la deuda pública, con el objetivo de tener “plazos más largos y tasas de interés más bajas”, así como “disminuir el porcentaje de participaciones federales afectadas y liberar reservas”.
Eso es lo que se tiene que hacer. De hecho en ese tema coincidieron las propuestas de los primos hermanos, Héctor y Miguel Ángel.
Ahora, lo que Yunes Linares debe hacer es hablar claro con los veracruzanos. Ampliar los plazos de la deuda tiene como consecuencia inmediata, el aumento de los pasivos. No hay forma de evitar eso.
Les voy a dar un ejemplo muy claro.
Un ciudadano acude a una sucursal de Coppel y solicita un crédito personal. Pide 8 mil pesos y esa empresa le presenta un plan de pagos. Si decide liquidar el crédito en tres meses, deberá cubrir tres abonos de 3 mil 152 pesos, lo que significa que por esos ocho mil pesos estará pagando 9 mil 456 pesos. Si salda su adeudo en un año, sus abonos serán de 941 pesos, por lo que al finalizar el compromiso habrá pagado 11 mil 292 pesos.
Ese mismo comportamiento tienen las instituciones bancarias con las que está negociando el gobernador de Veracruz. El beneficio de la renegociación a largo plazo es que los abonos serán menores y dispondrá de mayor liquidez.
El mandatario estatal asegura que habrá de elevar la calidad crediticia del Estado, con lo que conseguirá mejores tasas de interés. Muy bien, pero la deuda habrá de crecer. Eso no tiene remedio.
Elevar la calificación crediticia “con las acciones realizadas en diciembre y enero”, plantea Yunes Linares.
¿Qué hizo de extraordinario en esos dos meses como para que las empresas calificadoras lo premien?
Sólo él lo sabe. Sus recortes al gasto son insignificantes y sigue arrastrando el severo déficit presupuestal.
Su propuesta plantea, en los hechos, dos renegociaciones de la deuda. La primera para prolongar los plazos con menores tasas de interés, y la segunda, una vez que haya conseguido mejores calificaciones, gracias a lo cual tendría acceso -asegura- a financiamientos más baratos.
Todo eso requerirá, con seguridad, de un intenso cabildeo y del apoyo decidido del gobierno federal. Yunes Linares deberá de dejar a un lado las bravatas en contra del secretario de Hacienda y tendrá que reflejar, además, un compromiso serio de reducir en forma drástica el gasto operativo de la administración estatal.
El Gobernador también deberá convencer a los legisladores locales para que le aprueben dicha reestructuración y para ello deberá explicarles en qué consiste ésta y cuál será su costo final, como lo dispone el Artículo 73 de la Constitución de Veracruz.
El paso es el correcto. Falta que aplique una severa disciplina financiera.
Otro tema es el de los pasivos de corto plazo. Ahí persiste una resistencia enfermiza a pagar, lo que no será bien visto por las instituciones financieras.
No vaya a ser que por imponer sus caprichos termine echando por la borda toda su labor de “reingeniería financiera”.

* * *

Epílogo.
“Tengo las manos limpias”. Ese es el argumento con el que sustenta Renato Alarcón su legítimo interés por dirigir los destinos del PRI en Veracruz. En momentos tan complicados, en los que los representantes de ese partido han sido exhibidos por su proclividad a la corrupción, suena muy oportuna la búsqueda de alguien con trayectoria política y transparencia. *** En el caso de los llamados “Porky de Costa de Oro”, la actuación del Fiscal General del Estado, Jorge Winkler, está bajo la lupa. Nadie pierde de vista que fue un caso en el que participó como abogado litigante, y ya hay voces que sugieren que existe un conflicto de intereses. *** Muy activa ha estado en las semanas recientes la delegada federal de Sedesol, Anilú Ingram. Tan sólo este fin de semana estuvo en Martínez de la Torre, donde se reunió con más de 3 mil personas a quienes les hizo llegar diversos beneficios. Un día antes visitó Tecolutla y Papantla. En sus mensajes, la funcionaria federal pone especial énfasis en la transparencia y legalidad que rigen todas las acciones de esa dependencia.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.
Y valiente, como suele ser, el nuevo Fiscal General se paró ante los reporteros y soltó el reto: “Hay quien dice que tiene 400 denuncias, yo quiero que me traiga las denuncias, dónde las presentó; los temas se archivaron de manera administrativa y no llegaron. Invitaría al ex secretario que traiga sus acuses porque aquí no están”. *** Y que le responde Juan Antonio Nemi Dib (aquel que se ganara el mote de “Doctor Simi” cuando asumió la titularidad de la Secretaría de Salud). Presentó una relación detallada de cada una de las denuncias presentadas y no sólo eso, sino los oficios con sello de recibido de las agencias del Ministerio Público. *** Jorge Winkler no es tonto, ni mucho menos. Antes de soltar su bravata con seguridad ordenó que buscaran las denuncias de las que hablaba Nemi Dib. Tal vez le mintieron. Lo cierto es que con documentos en la mano, ese ex secretario le calló la boca.

* * *

Y Morena se dobló.
¿No eran acaso los panistas los que denunciaban el “maridaje” entre los diputados locales del PRI y los de Andrés Manuel?
Pues hoy Amado Cruz Malpica, coordinador de los diputados de Morena, demostró que su bancada navega por la ruta que más le convenga, sin respetar los acuerdos, sin considerar los argumentos jurídicos.
Este jueves se dio uno de los ejercicios democráticos más interesantes en lo que va de la Legislatura número 64. Frente al intento del gobernador de imponer (a pesar de estar fuera de tiempo y de incumplir lo que marcan las leyes) la reducción de regidurías en cerca de cien municipios, los coordinadores de los grupos legislativos del PRI, Juntos por Veracruz y Morena consiguieron en la Junta de Trabajos Legislativos que el tema no fuera incluido en la orden del día.
Sin embargo, lo que no se esperaban es que el mandatario estatal intentara agendarla por la fuerza.
Cuando se votaba en el Pleno la propuesta de incorporar dicho tema, ante el inminente rechazo de la mayoría de los diputados, el legislador independiente Sebastián Reyes Arellano, con megáfono en una mano y una cadena en la otra, tomó por asalto la tribuna legislativa y se encadenó a ella, para exigir la inclusión de la propuesta del gobernador.
Los diputados del PRI, del grupo mixto y de Morena se vieron sorprendidos. Ese no había sido el acuerdo en la reunión previa a la sesión. Les quedaba claro, ahora sí, porqué había estado en Palacio Legislativo, el pasado lunes, hasta altas horas de la noche, Sebastián Reyes Arellano: Lo habían comprado.
Con su desplante, el diputado independiente (quien llegó al Congreso gracias a que se ganó en una rifa la posición plurinominal por Morena, y que una vez que rindió protesta se desligó del partido que le otorgó dicho cargo) logró que el tema fuera incluido en la agenda del día.
“Si la quieren someter a votación van a perder”, razonaban los legisladores que se oponían a dicha propuesta. Necesitaban el voto favorable de dos tercios del Congreso y si PRI, Juntos por Veracruz y Morena votaban en contra, la propuesta sería desechada.
De pronto se encendieron los focos de alerta. Amado Cruz les avisaba que la bancada del partido de Andrés Manuel ¡iba a votar a favor de la propuesta de Yunes Linares! Eso cambiaba toda la estrategia. Con los votos de Morena, del PAN y del PRD, sí se juntaban los dos tercios.
Se dieron nuevas negociaciones, nuevos amagos para reventar la sesión, hasta que alcanzaron otro acuerdo. Volvían a la postura inicial: La propuesta se retiraba de la orden del día con el compromiso de revisarla más a fondo en comisiones y volverla a subir la próxima semana.
Sebastián Reyes ya no protestó, recibió instrucciones de los panistas de guardar su cadena y su megáfono para otra ocasión. Él ya había hecho su chamba. Ya se había ganado su embute.
Estos son otros tiempos. El gobernador no puede disponer a su gusto de la voluntad de los diputados.
Ojalá lo haya entendido.

* * *

Epílogo.
Por cierto, llamó la atención la ausencia del coordinador de la bancada del PAN y Presidente de la Junta de Coordinación Política, Sergio Hernández, justo en una sesión en la que se tendrían que negociar temas tan delicados. Esa tarea por parte de los azules le tocó a Maryjose Gamboa, quien se abrió al diálogo y a la búsqueda de consensos. Bien. *** Otro tema que se logró sacar adelante a pesar de la resistencia del Ejecutivo, fue el llamado a la titular de la Secretaría de Finanzas y Planeación (Sefiplan) Clementina Guerrero, a fin que explique porqué se negó a atender a los presidentes municipales que la buscaron el pasado 17 de enero y que informe sobre los pagos pendientes a los ayuntamientos. La propuesta fue presentada por el diputado Ernesto Cuevas Hernández, del grupo Juntos por Veracruz. El argumento de mayor peso para que el punto de acuerdo fuera aprobado, fue que el propio Gobernador se ha mostrado accesible para dialogar con los alcaldes, mientras que su subalterna se niega a atenderlos. *** Ya está en México Diego Cruz, señalado de formar parte de una banda de “juniors” que habría abusado sexualmente de una joven en el puerto de Veracruz, en el caso conocido como el de “Los Porky de Costa de Oro”. Diego Cruz se había escondido en España, donde fue localizado, capturado y extraditado a México. *** Ya estaban en el desahogo de los puntos enlistados en la orden del día, en el Congreso local, cuando el diputado independiente Sebastián Reyes aprovechó su turno en la tribuna para denunciar que mientras permanecía encadenado a ese sitio, algún vivo sustrajo su teléfono celular, que había dejado en su curul. Sólo invitó a quien lo tuviera que se lo devolviera, no reclamó con mucha energía. La opinión de los presentes es que su “numerito” le habrá dado para adquirir no uno, sino muchos teléfonos nuevos. ¿Será?

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.