sábado 18 de noviembre del 2017

El Baldón: Lo que se ve hoy sobre las elecciones del 2018

Escrito por  Miércoles, 13 Septiembre 2017 20:45
Valora este artículo
(0 votos)

Supón amable lector que nos estamos tomando una taza de café y nos ponemos a comentar sobre la política futura. Me pides mi opinión sobre que va a pasar con el país y la presidencia de la Republica.

Te diría que las señales serán muy claras cuando salgan los candidatos. Por ejemplo, el candidato que más le conviene al PRI que salga en el PAN es Anaya, pues con tantos negativos será relativamente fácil que el voto anti AMLO se aglutine en contra del frente. Si sale Anaya, los calderonistas una vez más se unirán al PRI como sucedió en la campaña de Josefina. Si los que mandan en el país consideran que será el frente el que gane la elección, entonces de primera instancia escogerían a Moreno Valle, que es el favorito de Peña, y sólo que fuera muy abajo se irían por Margarita, pero todo parece indicar que Anaya no soltará prenda ni la candidatura.

El candidato de PRI nos dirá muchas cosas. Si se trata de alguien que pueda conectar con los jóvenes y no tenga cola, además de no estar muy cercano al grupo en el poder, entonces significa que el PRI espera –contra todo pronóstico- ganar la elección presidencial. En caso de que pongan un candidato flan, como es el caso de Nuño, casi seguro dan por perdida la batalla y se repliegan negociando con el que esperan que gane. Si el PRI y el PAN ponen candidatos débiles, entonces significa que ya acordaron con el PEJE, y éste no se va a meter con ellos durante su mandato. Un tipo con sabor a tapado es Luis Videgaray, quien gracias a su cercanía con Trump y el gobierno de Estados Unidos renació desde sus cenizas como el ave fénix. Nada más imagine un tweet de Trump unos días antes de la elección afirmando que con AMLO sería un problema gravísimo la relación MEXICO-USA y que con Videgaray todo sería miel sobre hojuelas. Con todo y nuestro nacionalismo, sabemos la importancia de llevarnos bien con el vecino del norte. En caso de que se analice que Luis no puede repuntar, siempre queda la opción de Meade que no sería mal visto por priístas y panistas, así que imagina la combinación de Meade por el PRI, y por el frente un candidato sumamente débil como Anaya. La línea estaría muy clara.

Otra señal será ver como actúa el PEJE. Pues ya hemos visto que cuando decide perder, se tropieza hasta con sus propios pies. Si comenzamos a ver errores, fallas en el discurso, pleitos internos más fuertes que el de Monreal, entonces sabremos que Morena tendrá un lugar destacado en el congreso, pero decidieron no ganar la presidencia de la República. Si vemos que Monreal es postulado por un partido fuerte, eso va a significar que será usado para debilitar al Peje y quizá hasta para quitarle a morena la cdmx.

¿Y a nivel estatal como ves las cosas? Bueno allí las cosas son muy diferentes. Dependiendo de quien sea el candidato del PAN a la presidencia, podremos saber si será candidato también el hijo del gobernador. Incluso si vemos a Osorio Chong con la candidatura del PRI a la presidencia, eso va a significar que le van a dejar el estado de Veracruz a los Yunes azules. Salvo que la presencia de Dante en el frente a nivel

nacional funcione como cuña para evitar heredar el estado. Lo cual dudo, porque su presencia es más testimonial y sólo ofrece votos reales en Jalisco. Pero en una elección muy competida, MC puede ser el fiel de la balanza.

En el caso de Morena. Todo parece indicar que será Cuitláhuac el abanderado una vez más. Se dice que no es el mejor cuadro en el estado para competir por la gubernatura, pero es muy cercano al propietario del partido y eso le puede ser muy útil para demostrar que ya aprendió y hará las cosas mejor en campaña. Morena adolece de falta de estructura y de cercanía con todos los sectores de la población. Si desde ayer, ellos ya están capacitando y trabajando con su estructura, la situación para sus oponentes se complica, y mucho. Su virtual candidato tiene que mejorar su discurso y darle la confianza a los veracruzanos de que tendrá personas capaces en su gabinete estatal, y sobre todo, que serán elegidos los mejores veracruzanos, y no los resulten de una tómbola. Porque ese asunto de escoger cuadros vía tómbola es una verdadera ofensa para el resto de los mexicanos. Da a entender que no le importa al partido quien resulte en tal o cual puesto, aunque no esté capacitado o sea un inútil. Aunque en su defensa, podemos afirmar que los que han sido elegidos por otros métodos no han demostrado ser unas lumbreras en su puesto. De cualquier forma con estructura y un mejor discurso político que no esté basado exclusivamente en la figura de AMLO, morena puede dar la gran sorpresa en el estado.

En el caso del PRI, otra vez depende de quien sea el candidato a la presidencia, pues si se tratase de alguien del grupo ITAM, que considero es lo más seguro, entonces hay muchas posibilidades de que Pepe Yunes no sea candidato a la gubernatura de Veracruz, sino que tenga ya asegurado un puesto en el gabinete federal. En ese caso el relevo natural es por parte de Héctor Yunes, que seguramente aprendió de sus errores en la campaña anterior, ya no estará encerrado en su mundo de caramelo y trabajará de manera diferente, aprovechando el desgaste normal que ha tenido su primo en un gobierno con pocos recursos y muchos problemas, aunado a un gobernador que quiere hacer todo él y salir únicamente él en todas las fotos. Considerando que ahora Morena no tendría el apoyo de gobierno del estado, el PRI puede resurgir en Veracruz.

En resumen, no hay un candidato que asegure ganar la elección, salvo quizá Dante Delgado si fuera candidato del frente formado por PAN, PRD y MC, ya que es alguien de quien se tienen muy buenos recuerdos cuando fue gobernador interino. Lleva en contra la edad y el cansancio de los años, y también que Veracruz es un estado cuyo candidato emanará de las filas del PAN conforme a los acuerdos privados del frente.

Si hoy fueran las elecciones, a nivel nacional ganaría Morena y a nivel estatal considero que también ganaría Morena. Lo importante es que cuando se definen los candidatos y comienzan las campañas y sus propuestas, hay un sector volátil del electorado que puede cambiar su intención de voto, debido a lo atractivo de un candidato o al rechazo a alguna acción de otro candidato. Aunque usted no lo crea, puede ganar cualquiera. Morena, PAN y su frente (porque casi seguro será el PAN el que ponga candidato a la presidencia de la república), o PRI. Hay análisis que

muestran los escenarios para que cada uno gane, si se dan los supuestos. Lo que si le garantizo es que será difícil que su vida mejore, gane quien gane.

www.josecobian.blogspot.mx Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. @jmcmex

Visto 172 veces