jueves 19 de octubre del 2017

Punto de Vista

Escrito por  Lunes, 09 Octubre 2017 21:56
Valora este artículo
(0 votos)

* RTV, el espacio oficial

Filiberto Vargas Rodríguez

Prefacio.

La presidenta de la Comisión Especial Para Estudiar y Proponer Alternativas a la Problemática del IPE, Daniela Griego Ceballos, se queja de que los titulares del IPE  (Hilario Barcelata) y de Sefiplan (Guillermo Moreno) la ignoran y no asisten a las invitaciones del Congreso, ni facilitan la información que se les pide. *** Bien reza el dicho: “Si pretendes que algo no funcione, créale una comisión”. La diputada de Morena ya debe haber percibido que la comisión que le endilgaron no es otra cosa que una pantomima. *** Algo parecido sucedió con otra comisión especial, la llamada “Comisión para la Verdad sobre la Deuda Pública del Estado de Veracruz”, que le fue encomendada al “chico malo del PRD”, Sergio Rodríguez, quien se ha quejado de lo mismo: No tiene acceso a la información oficial y, por lo tanto, carece de materia para el análisis del tema que le concierne. *** Esas comisiones especiales se crearon para hacer creer a la sociedad que se ocupaban de temas especialmente sensibles. *** La problemática del IPE la atenderá el gobernador en acuerdo con Hilario Barcelata y Guillermo Moreno. Nadie más (tal vez Manuel Muñoz, su asesor) habrá de participar en ese acuerdo. *** El tema de la deuda no habrá de aclararse, pues el gobernador la utiliza como ariete político, además de que lleva a cabo una renegociación que le significará importantes beneficios económicos, tan necesarios para su proyecto electoral del 2018. *** ¿Y el Congreso? Jugará el papel de comparsa, el mismo que jugó en la pasada administración estatal.

* * *

El periodista Leonardo Curzio, hasta la semana pasada titular del noticiero “Enfoque” de Núcleo Radio Mil, es el más reciente protagonista de un episodio que luce como un ataque a la libertad de expresión.

Su versión y la de sus colaboradores, van en el sentido de que, producto de diversos comentarios vertidos en un segmento del noticiero, conocido como “la tertulia política”, alguien desde Los Pinos le habría “sugerido” al propietario de la estación que fueran despedidos dos de sus analistas.

La sugerencia-orden habría sido transmitida al propio Curzio, quien no sólo se opuso, sino que en forma inmediata decidió dejar ese espacio radiofónico y denunciar el caso.

He hecho algunas investigaciones sobre el tema, pero debo admitir que no cuento aún con los elementos necesarios para ubicar a Leonardo Curzio como el nuevo “mártir” de la información. Llamó mi atención, sin embargo, lo escrito por este personaje en el periódico El Universal, en donde plantea que gracias a su salida de Enfoque pudo “ver con claridad” algunas circunstancias:

Una de ellas es que “las audiencias tienen derechos”. Y lo explica así: “La propiedad (en concesión) no autoriza a sus dueños a decidir sin explicar. Pueden decidir, pero deben fundar y explicar sus decisiones, sobre todo cuando implican un bien público que es la deliberación amplia y el régimen de libertades. Una decisión (empresarial) puede tener un impacto no deseado (como es el caso) en la conversación nacional”.

El tema viene a cuento con el reciente anuncio de que en la televisora oficial de Veracruz (¡ojo! Oficial, no pública) fue cancelado un espacio de análisis político bautizado como “Re-Visiones”, en el que participaban profesionales de la comunicación como Víctor Murguía, Joaquín Rosas, Manuel Rossete, Eleaney Sesma, Sergio González, Quirino Moreno, Salvador Muñoz y Rafael Pérez.

El director de RTV, Raúl Chávez, servidor público subalterno del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, habría argumentado que la decisión de cancelar el programa de periodistas había sido del “consejo editorial”, figura inexistente en la estructura orgánica de Radio y Televisión de Veracruz.

Otra de las “circunstancias” que Leonardo Curzio pudo percibir a raíz de su salida de “Enfoque”, fue el papel del gobierno.

“No puedo afirmar que alguna presión gubernamental provocara mi salida (producto de mi rechazo a descarrilar la mesa política). Sin embargo, hay un ecosistema que inhibe un desarrollo autónomo de los medios y es la dependencia (producto de la gestión no profesionalizada) de la publicidad gubernamental. Los medios fuertes tienen un adecuado balance (financiamiento privado/público) para resistir presiones. Sin embargo, cuando tu subsistencia depende del dinero público, dejas de hacer periodismo y pasas a hacer relaciones públicas. Tu objetivo es quedar bien, no informar lo que ocurre y, perdón, pero creo que la concesión de un bien público es para hacer una república fuerte y saludable, no solo para ganar dinero”.

Lo siguiente es mera fantasía:

Cuando el pirata hacía un recuento del botín conseguido, uno de sus secuaces se acercó a él y le dijo al oído:

- Señor, tenemos también un sistema de radio y televisión. Nos puede ser muy útil para nuestro objetivo.

- ¡Cierto! ¿A quién tenemos ahí?

- A Raúl, señor, quien estaba a cargo de la prensa en el partido.

- ¡Excelente! Dile que para empezar haga una depuración a fondo. Eso debe estar infestado de ratas duartistas. Y vayan trabajando en programas que nos generen un impacto positivo rumbo al 2018. Que prepare algunas propuestas y las revisamos.

“Re-Visiones” nació a partir de una invitación del entonces gobernador Javier Duarte. Antes, en los tiempos de Fidel Herrera, hubo otro espacio similar de análisis político. Se invitaba a periodistas connotados para que vertieran su opinión sobre los temas de la agenda política del momento y en algunos momentos el debate adquiría fuerza y se hacía atractivo para el auditorio.

Su salida era inevitable, habida cuenta de las profundas diferencias entre el gobernador que se fue y el que llegó.

Mientras RTV siga siendo un medio oficial, en lugar de ser un espacio público, las decisiones seguirán siendo tomadas a partir de los intereses de quienes gobiernan.

 Y hoy tenemos muy claro que el gobernador de Veracruz no es muy afecto a la crítica, le provoca urticaria.

Visto 48 veces